Blog escalable Blog escalable

Blog escalable Blog escalable

Trabajo híbrido y agotamiento: cómo workforce analytics elimina el riesgo de las horas flexibles

  • Publicado por: Summers

Cada uno tiene su propia forma preferida de trabajar. No todo el mundo es madrugador o noctámbulo, y los momentos óptimos para concentrarse pueden variar enormemente de persona a persona. El movimiento generalizado hacia el trabajo a domicilio que vino con el brote de COVID-19 vio a algunos empleados comenzar y terminar el trabajo antes, otros más tarde y otros romper su día con actividades fuera de línea, desde la educación en el hogar hasta pasear al perro. Ahora, en los modelos híbridos, muchos empleados han seguido solidificando sus propios hábitos personales y trabajando de la manera que más les conviene.

Este es un resultado positivo que ha salido de las dificultades en los últimos 18 meses. Pero el trabajo híbrido no está exento de desafíos. La mitad de los trabajadores del Reino Unido (51%) Informó sentimiento “quemado” a finales de 2020, y un Foro Económico Mundial estudiar Algunos empleados que trabajaban en casa durante los bloqueos de COVID-19 terminaron trabajando más horas, teniendo más reuniones y enviando más correos electrónicos. Está claro, junto con todos los beneficios del trabajo híbrido, que sin visibilidad del bienestar de los trabajadores existe un riesgo muy real de agotamiento.

Los desafíos para detectar el agotamiento

El agotamiento no es un concepto nuevo, pero se ha convertido en un tema candente en los últimos 18 meses gracias a sus vínculos con el trabajo híbrido. Nuestra propia encuesta reciente de 2,000 trabajadores híbridos del Reino Unido encontró que el 30% está trabajando más horas y el 31% lucha por desconectarse del trabajo. El “creep de la misión” del trabajo en la vida en el hogar es claramente un problema importante en los modelos híbridos, y las organizaciones deben encontrar una manera de combatirlo. Además de esto, el 27% dijo que el trabajo híbrido los hacía sentir más aislados, lo que también podría afectar seriamente el bienestar con el tiempo.

Este es el desafío: las organizaciones que ofrecen modelos híbridos quieren que sus empleados trabajen como prefieran. Pero con todos trabajando diferentes horas, puede ser difícil asegurarse de que las personas no trabajen días excesivamente largos y se pongan en riesgo de quemarse. Cuando todos trabajaban en una oficina al mismo tiempo, era fácil ver si alguien se quedaba con frecuencia hasta tarde o se excedía. También fue más fácil ver las interacciones entre los empleados: ¿quién tiene más confianza y quién es más tranquilo y podría estar luchando por formar relaciones en el lugar de trabajo? Con una fuerza laboral dispersa, puede ser más difícil proteger a los empleados. Los equipos de recursos humanos deben ser capaces de llevar a cabo controles periódicos de los trabajadores remotos’ bienestar, pero esto es un desafío cuando nadie puede observar a un empleado en persona.

Por ejemplo, con los empleados que trabajan desde casa, hay una diferencia significativa entre alguien que comenzó a las 8 a.m. y terminó a las 8 p.m., pero que en realidad solo trabajó ocho horas durante todo el día debido a los largos descansos, y alguien que ha trabajado sin descanso durante las 12 horas. Pero las organizaciones realmente pueden tener dificultades para diferenciar entre los dos. Ser capaz de hacer esta distinción será clave para proteger al personal.

Armado con análisis de la fuerza laboral

La solución a este enigma es que los equipos de TI recopilen puntos de datos que midan el bienestar a través del análisis de la fuerza laboral, incluidos los patrones de trabajo, la colaboración y las métricas del equipo, y las horas de trabajo fuera de horario. Estos datos se pueden compartir con los equipos de recursos humanos para darles una lente a través de la cual evaluar el bienestar.

La plataforma de análisis de la fuerza laboral de Scalable Software, Acumen, brinda a los líderes de TI y recursos humanos una profunda comprensión y visibilidad de cómo trabajan los empleados. Los recursos humanos están equipados para detectar a las personas en riesgo de agotamiento e identificar cuándo comienzan a surgir patrones de trabajo poco saludables. RRHH puede tomar las medidas adecuadas interviniendo para reducir las cargas de trabajo e inculcar comportamientos de trabajo saludables en los empleados, así como identificar las brechas de capacitación y habilidades que podrían estar causando estrés adicional.

Otra herramienta en el arsenal para salvaguardar el bienestar es comprender con qué éxito colaboran los equipos y las personas. El análisis relacional permite a las organizaciones hacer esto, proporcionando puntos de datos basados en evidencia sobre la cohesión y la eficiencia del equipo, la innovación y la influencia de los empleados, y la colaboración en toda la fuerza laboral. Al emplear análisis relacionales, RRHH puede trazar vías de comunicación entre individuos para identificar a los empleados que están hablando con muy pocas personas y corren el riesgo de sentirse aislados. El elemento de análisis relacional de Acumen brinda a las organizaciones una visibilidad profunda de las dinámicas cambiantes, desde qué tan conectados y comunicativos están los equipos, hasta si trabajan en colaboración y cuál es su prominencia e influencia. Esto permite a las organizaciones reducir los silos en todo su negocio, identificar a los actores clave, eliminar el riesgo de los puntos únicos de falla en la cadena de empleados y construir un negocio más saludable, feliz y productivo.

Proporcionar tales conocimientos a través de análisis combina la tecnología con la empatía humana, para que las organizaciones puedan obtener una verdadera comprensión del bienestar de los empleados. Esto será clave para prevenir el agotamiento y mantener a las fuerzas de trabajo híbridas felices y saludables.

Para obtener más información sobre cómo Acumen puede ayudar a su organización a fortalecer su modelo híbrido, visita aquí.

Deja una respuesta

Cerrar